Muere la Ofensiva del Triángulo, un sistema sencillo pero desconcertante

(Se dice que Michael Jordan y Scottie Pippen, de los Bulls, y Kobe Bryant y Shaquille O’Neal, de los Lakers, también desempeñaron papeles en esos campeonatos.)

Cuando el Sr. Jackson se unió a la oficina principal de los Knicks en 2014, celebró la Ofensiva del Triángulo -nueva en la ciudad- como la clave del éxito del baloncesto. Las esperanzas eran grandes, dado que los otrora orgullosos Knicks llevaban años adhiriéndose a un estilo de ataque técnicamente conocido como pésimo.

Pero la Ofensiva Triangular tuvo dificultades para encontrar aceptación en su ciudad de adopción, donde incluso los aficionados al baloncesto más astutos no apreciaban la sugerencia de que ver un partido de los Knicks significaba tener un transportador a mano. Tampoco ayudó el hecho de que la estrella de los Knicks, Carmelo Anthony, se mostrara reacio, si esa es la palabra, a abrazar el Triángulo.

En noviembre de 2016, Anthony no quería ni oír la frase. “Solo estamos jugando al baloncesto”, dijo tras otra derrota de los Knicks. “Estamos haciendo ajustes ofensivos independientemente de lo que estemos ejecutando. A estas alturas me estoy cansando de oír hablar del Triángulo. Me estoy cansando de oír hablar de él”.

Los Knicks finalmente se mostraron resistentes, incluso alérgicos, a los misteriosos encantos de la ofensiva del Triángulo. Durante los tres años de mandato del susurrador del Triángulo, el equipo registró tres temporadas perdedoras y nunca llegó a los playoffs. Para sobrevivir, al parecer, la ofensiva requería elementos que escaseaban en el Garden: disciplina, paciencia y movimiento fluido.

Además del Sr. Jackson, entre los supervivientes se encuentran un jugador en el poste, uno en la esquina, uno en el ala y dos en el lado débil. Los servicios funerarios, que son privados, incluirán un chamán, varias velas con olor a palomitas de maíz y la quema ritual de una Chuck Taylor All Star de caña alta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *