Tipos de sangre en el embarazo

Cada persona tiene un tipo de sangre (O, A, B o AB) y un factor Rh, ya sea positivo o negativo. El grupo sanguíneo y el factor Rh simplemente significan que la sangre de una persona tiene ciertas características específicas. El grupo sanguíneo se encuentra en forma de proteínas en los glóbulos rojos y en los fluidos corporales. El factor Rh es una proteína que se encuentra en la cubierta de los glóbulos rojos. Si la proteína del factor Rh se encuentra en los glóbulos, la persona es Rh positivo. Si no hay proteína del factor Rh, la persona es Rh negativo.

Las siguientes son las posibles combinaciones de los tipos de sangre con los factores Rh:

AB-

Tipo de sangre

A

B

O AB .

Rh positivo

A+

B+

O+

AB+

Rh negativo

A-

B-

O-

Los factores Rh están determinados genéticamente. Un bebé puede tener el grupo sanguíneo y el factor Rh de cualquiera de sus padres, o una combinación de ambos. Los factores Rh siguen un patrón común de herencia genética. El gen Rh positivo es dominante (más fuerte) e incluso cuando se empareja con un gen Rh negativo, el gen positivo se impone:

  • Si una persona tiene los genes ++, el factor Rh en la sangre será positivo.

  • Si una persona tiene los genes + -, el factor Rh también será positivo.

  • Si una persona tiene los genes – -, el factor Rh será negativo.

  • Un bebé recibe un gen del padre y otro de la madre. Más concretamente, considera lo siguiente:

    Si los genes del factor Rh de un padre son + +, y los de la madre son + +, el bebé tendrá un gen + del padre y otro + de la madre. El bebé será + + Rh positivo.

    Si los genes del factor Rh de un padre son + +, y los de la madre son – -, el bebé tendrá un gen + del padre y uno – de la madre. El bebé será + – Rh positivo.

    Si los genes del padre son + – Rh-positivos, el bebé puede ser:

    • + + Rh-positivo

    • + – Rh-positivo

    • – Rh-negativo

    Si los genes del padre son – -, y los de la madre son + -, el bebé puede ser

    • + – Rh-positivo

    • – Rh-negativo

    Si los genes del padre son – -, y los de la madre son – -, el bebé lo será:

    • – – Rh negativo

    Los problemas con el factor Rh suceden cuando el factor Rh de la madre es negativo y el del bebé positivo. Si la madre no se ha sensibilizado ya a la sangre Rh positiva, se le puede administrar inmunoglobulina Rh (RhIg). Esto evitará que se sensibilice si el bebé es Rh positivo. A veces puede producirse una incompatibilidad cuando la madre es del tipo de sangre O y el bebé es A o B. Esto puede afectar al recién nacido, que puede necesitar tratamiento después del nacimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *